Sobre la transparencia en la asignación de los gastos de funcionamiento